Cocinar con el sol.

En este articulo queremos dar a conocer las cocinas solares ya que pueden ser de utilidad en países con climas calurosos y templados, aunque también se usan en países de climas fríos con buenos resultados, aquí vamos a exponer solo unos ejemplos que pensamos pueden ser construidos con materiales reciclados fácilmente.

Cocinas Solares

Se tiene registro de cocinas solares desde el año 1767, año en el que el suizo Horace de Saussure construyó una caja solar que alcanzó los 87 ºC.

Para cocinar los alimentos no se necesita la potencia proporcionada por las cocinas convencionales (1500 W en un quemador de 15 cm 0,0315 m2 son unos 47.600W/m2).

Podemos disminuir la potencia y aumentar los tiempos de cocción. La potencia que proporcionan los rayos solares por exposición directa no es suficiente para cocinar, es por ello que utilizamos las cocinas solares para aumentar la densidad energética solar que recibe el alimento.

Se puede definir cocina solar como aquel dispositivo que utiliza la energía solar para lograr cocinar los alimentos a través de la concentración y/o acumulación de energía solar.

Cocinas de concentración

Consiste en redirigir los rayos solares recibidos en una superficie a otra de menor área mediante materiales reflexivos como espejos, láminas de metales pulidos o plásticos metalizados. Si esta energía se convierte en térmica utilizando materiales oscuros que absorban la radiación, se conseguirá cocinar alimentos.

Este tipo de cocinas sólo utiliza la radiación directa, por lo que funcionarán únicamente en días despejados. Se requiere una reorientación continua, cada 15 o 20 minutos para conseguir una temperatura alta y continua. Existen sistemas mecánicos de orientación aplicadas a algunas cocinas solares.

Para la reflexión y concentración de los rayos solares se pueden utilizar tres tipos de geometría en los reflectores: parábolas, conos y reflectores planos.

Parábola: Conjunto de puntos del plano que equidistan de un punto fijo, llamado foco, y de una línea recta llamada directriz. El eje de la parábola será la línea perpendicular a la directriz que pasa por el foco y vértice de la parábola.

En este caso, todos los rayos solares recibidos en el área de captación de una parábola hecha de material reflectante, se concentran en el foco. El área de captación de una parábola es la proyección de esa parábola en un plano perpendicular a los rayos solares.

En el caso de las cocinas solares, utilizan un paraboloide fabricado de material

reflectante, en cuyo foco se colocará un recipiente oscuro con el alimento a cocinar.

Son las cocinas que logran mejor nivel de concentración, logrando tiempos de cocción similares a las cocinas convencionales y alcanzando temperaturas superiores a 200 ºC.

Cono: En el caso de conos reflexivos, la radiación solar se redirige a una recta, el eje del cono. Si en la recta no hemos colocado un receptor para esos rayos solares, seguirán reflexionando en las paredes del cono hasta llegar al centro. En cada reflexión que se produce existen unas pérdidas dependiendo del material reflectante utilizado, por lo que esta geometría no es tan efectiva como el paraboloide.

Esta geometría no se utiliza prácticamente en cocinas solares por las pérdidas producidas en cada reflexión.

Reflectores planos: En este caso se colocan planos de material reflectante para modificar la dirección de los rayos solares hacia una zona determinada. Se consigue la concentración al utilizar varios de estos paneles dirigiendo los rayos solares hacia una misma zona. En este caso, de nuevo, el área de captación es la proyección del reflector en un plano perpendicular a los rayos solares.

Cocinas de acumulación

Consiste en acumular la energía solar a través del efecto invernadero en el interior de una caja donde se encuentran los alimentos.

Las cocinas solares de este tipo se las conoce como hornos solares, ya que realiza las mismas funciones que un horno. Consiste en una caja aislada con una ventana de vidrio orientada al sol.

La acumulación de la energía en los hornos solares se logra a través de dos formas simultáneamente:

− Utilizando materiales conductores y absorbentes de color negro mate. Los materiales absorberán la radiación y la parte que emite será en longitud de onda grandes, de forma que no atraviesen el vidrio. Estos materiales se usarán en el recipiente que contiene la comida y en una lámina en el fondo, elevada ligeramente del suelo. De esta manera calentaremos el aire del interior del horno.

− Aislando los laterales y el fondo de la caja se reducen las pérdidas de calor

acumulado. Para evitar las pérdidas por conducción y convección colocaremos

materiales aislantes como el corcho, papel de periódico o fibra de coco, y para evitar las pérdidas por radiación, colocaremos material reflectante en paredes y fondo del horno, evitando además que la humedad entre en contacto con el material aislante.

Para aumentar el aislamiento en la zona del vidrio, se coloca un doble vidrio, dejando una cámara de aire entre ambos. Esto tiene el inconveniente de que el porcentaje de radiación que entra se reduce.

En la mayoría de este tipo de hornos se alcanzan los 150 ºC, por lo que la cocción es lenta y no existe el riesgo de que los alimentos se quemen. Este tipo de cocina solar utiliza tanto la radiación difusa como la directa, pero las mayores temperaturas se alcanzan en días despejados.

Cocinas mixtas

 La mayoría de las cocinas solares se valen de los dos métodos para conseguir altas temperaturas. Los hornos lo logran añadiendo reflectores exteriores, que por reflexión aumentan la densidad energética que atraviesa el vidrio. En la mayoría de los casos los reflectores son de tipo plano. En el caso de cocinas de acumulación, se logra introduciendo el recipiente con comida en otro recipiente acristalado o bolsa de plástico transparente que realice el efecto invernadero.

Cocinas indirectas

Las cocinas indirectas aprovechan la energía solar almacenada en un fluido térmico para calentar los recipientes.

El sol calienta un fluido térmico (aceites generalmente) a través de unos colectores solares y se almacena en un depósito aislado. Cuando se necesita cocinar, el fluido se bombea hacia las cocinas. Las cocinas deben estar lo más cerca posible del depósito para evitar pérdidas mecánicas.

Este tipo de cocinas son más complicadas de diseñar y tienen un alto precio. Se utilizan para hospitales o centro con comedores comunes para mucha gente. Gracias al almacenamiento, se puede cocinar en cualquier momento de manera similar a como se hace en una cocina convencional.

Recipientes

 Al hablar de cocinas solares, se debe tener en cuenta que el recipiente que contiene los alimentos debe ser adecuado. Para ello, los recipientes deben cumplir ciertas condiciones:

− El material debe ser metálico, ya que son buenos conductores de calor para transmitir el calor a los alimentos de su interior.

− El color debe ser negro, ya que es el color que mejor absorbe la energía que recibe. Para ello podemos pintarla con pintura negra mate anticalórica sin plomo, o bien con negro de humo.

− La tapa es un elemento muy importante para mantener el calor. Algunas cocinas solares son lo suficientemente potentes como para cocinar sin ella, pero otras necesitan la tapa para mejorar el rendimiento o bien para disminuir el tiempo de cocinado. Ésta también evita que la evaporación del agua de los alimentos condense en el vidrio de los hornos solares, el cual disminuye la proporción de energía que entra en el horno.

Modelos de cocinas y hornos solares

Horno caja Horno de caja: Horno artesanal de sencilla construcción. Sólo requiere dos cajas de cartón, vidrio, papel de aluminio, una chapa metálica y aislante (cartón, papel de periódico, fibra de coco,….). Llega a alcanzar los 150 ºC. Al ser de cartón, no se deberá exponer a ambientes muy húmedos.

 

 

Cocina solar plegable: Variante al modelo anterior, que gracias a su construcción permite desmontarlo y plegarlo en forma de maletín. La altura interior se reduce a unos pocos centímetros respecto al anterior.

Horno plegable

Sunstar: Horno de caja mejorado con cuatro reflectores plegables. Alcanza los 150 ºC.

                  SunstarSunstar2

 Cocina 30º/60º: Horno solar realizado en madera que recibe este nombre debido a las dos inclinaciones que puede tomar, 30º y 60º. Esto permite aprovechar mejor la energía a pesar de la variación de alturas del sol. Llega a alcanzar temperaturas del orden de 180 ºC.

Cocina30º-60º Cocina solar neumática: Horno solar muy sencillo consistente en colocar un neumático de automóvil y colocarlo entre una tabla de madera y un vidrio. No hay registro de temperatura.

Cocina neumática

 Panel solar Bernard: Se trata de una cocina solar portátil, muy ligera y sencilla. Se construye con una serie de cortes en una caja rectangular de cartón y forrando el interior de un material reflectante. Se necesita una bolsa de plástico transparente o cuenco de vidrio que proporcione efecto invernadero. Debido a su tamaño, permite cocinar poca cantidad de comida, para una persona aproximadamente. Supera los 100º C de temperatura.

Panel Bernard

 Panel de doble orientación (hot-pot): Este diseño permite, a través de un enganche, tener de dos orientaciones para aprovechar la luz solar en diferentes latitudes. Se construye de manera similar a la anterior y de nuevo es necesario una bolsa de plástico transparente o un cuenco de vidrio para conseguir el efecto invernadero.

Doble orientación

 Cocina solar cónica instantánea: Cocina construida a partir de un parasol de coches. Se da forma cónica al parasol y se coloca un recipiente oscuro dentro de una bolsa de plástico transparente. Es capaz de alcanzar los 170ºC. Su desventaja consiste en conseguir un parasol con material reflexivo en algunos países.

Cónica instantánea

 Otros modelos: En el Mercado se pueden encontrar muchos modelos distintos de hornos y cocinas solares para diversos usos, pueden ser portatiles o pueden ser tan grandes que se necesita de un remolque para poder moverlos, pueden alcanzar temperaturas de hasta 1020ºC y con precios que oscilan entre los 20€ y los 8000€.

Cocina parabólicaCocina gigante

 


 

 

 

Ejemplo sencillo de construcción de horno de caja:

 Materiales:

-Aislante: Fibra de coco, hojas secas, papel de periódico, cartón, lana.

-Carcasa o cuerpo: Cartón, madera, chapa.

-Reflector: Papel de aluminio, bolsas de patatas fritas, cartón de leche,       latas de refresco (estos tres últimos al revés)

-Ventana: Cristal o vidrio, plástico translucido.

Materiales y herramientas de construcción:

-Método de fabricación y montaje: Totalmente manual y artesanal.

-Herramientas de corte: Tijeras, cuchilla, corta vidrios.

-Herramienta de ensamblaje: Pegamento blanco, pegamento de papel, silicona anti-moho.

 

1.- El horno:

Lo primero y fundamental es encontrar dos cajas de cartón. La pequeña será el espacio útil para cocinar, por lo que se partirá de esta caja. Se buscará que sea lo más baja posible y de forma rectangular. La caja grande debe albergar a la pequeña y debe sobrar al menos 5 cm por cada lado estando la caja pequeña dentro de la grande. El carton grande debe ser mayor que la base de la caja grande.

Forrar el interior de la caja pequeña con el papel de aluminio dejando la cara más brillante al descubierto, para lo cual se utilizará la cola blanca o pegamento de barra (la cola se puede diluir en agua o bien utilizar tal cual).

Colocar la caja pequeña sobre un cartón grande y marcar el contorno con el lápiz. Con la cuchilla cortar por la marca. Realizar la misma operación sobre la base de la caja grande. Introducir la caja pequeña sobre la caja grande de manera que el agujero de la base coincida con la parte superior de la caja pequeña y pegar las solapas a la base.

Rellenar los huecos con el aislante, teniendo en cuenta que NUNCA debemos usar

poliespán o corcho blanco (se degrada a partir de los 100 grados produciendo gases combustibles). Los aislantes serán; Fibra de coco, cartón y papel de periódico. Una vez completado su relleno, proceder a su cierre con la cinta de embalar.

Pintar la chapa de metal de negro. Ésta será la base sobre la que colocaremos los

recipientes dentro del horno.

 

2.- La tapa:

Colocar el horno sobre la tapa y marcar el contorno con el lápiz. Doblar el cartón por las marcas asegurándose que encaja con el horno y utilizando la cinta de embalar sujetar las esquinas. Colocar los dos cristales, uno por la parte de arriba de la tapa y otro por la parte de abajo colocando un cordón de silicona continuo para su sujeción por cada cristal.

 

3.- Reflector:

Marcar con lápiz la tapa. Trazar con el lápiz una paralela a uno de los lados más largos, a 5 o 10 cm de distancia. Cortar con la cuchilla por las marcas dejando la línea paralela interior sin cortar. Doblar por esta línea y pegar con cinta de embalar a la tapa. La parte que toca al horno se forrará con papel de aluminio.

 

4.- Antes del primer uso:

Importante: Antes de utilizarlo por primera vez, cerrar el horno y colocarlo al sol dejándolo que coja temperatura. Dejarlo una hora y abrirlo para que ventile. Repetir de nuevo la operación para eliminar los gases que expulsan la silicona y la pintura.

 

Fuente: Departamento de Máquinas y Motores Térmicos. Director de la investigación: Dr. M. Félix Mendia Urkiola. Equipo Investigador: J. Imanol Madariaga Longarai, Xabier Gaztañaga Galarraga, Raúl Larriba Bartolomé

El cultivo de las hierbas medicinales.

Cultivar en nuestra propia casa las plantas que podemos comprar en la tienda o en el mercado es muy sencillo y bastante económico. Además nos permite saber cómo ha sido el proceso y tener un producto sin pesticidas ni fertilizantes químicos innecesarios.

 

Antes de ponernos a plantar hierbas es necesario conocer las características del suelo, diferenciar los diversos tipos y analizar los contextos, como la localización o el ambiente.

 

La tierra es una materia viva y para que una planta esté en ella en condiciones hay que preservar el equilibrio entre todos sus elementos. Es básico aportar regularmente materia orgánica de calidad para evitar que se agoten los nutrientes. Los suelos de color mas claro o mas pesados y húmedos son apropiados para cierto tipo de plantas. Mientras que los mas oscuros, en los que las raíces suelen ser profundas, son ideales para el cultivo en general de hierbas.

 

Tipos de suelo

Gredoso: tierra ligera y bien drenada. Las hierbas que mejor se adaptan son la mejorana, el romero, el enebro, el hisopo y la ajedrea.

Marga: contiene muchos nutrientes y es desmenuzable y ligera. Esta tierra oscura permite que las raíces tengan una gran ventilación y que las plantas crezcan en condiciones optimas. La albahaca, el cilantro, el perifollo o el levístico son algunas de las mas indicadas.

Pantanoso: con mal drenaje. Perfecto para hierbas como la valeriana o la angélica, que crecen en entornos muy húmedos.

Ligero, arenoso: es muy seco y el agua se deseca con facilidad. Es idóneo para hierbas como el estragón, el tomillo, y la lavanda, que necesitan sequedad.

Arcilloso: suelen contener terrones pegajosos y pesados. Para hierbas como la acedera, la menta, la consuelda y la melisa.

 

Es fácil analizar el tipo de suelo, basta con llenar la mitad de un frasco de cristal de tierra y la otra mitad con agua, agitarlo y esperar a que se deposite la tierra. Así tendrás una idea precisa del equilibrio del suelo: partículas arcillosas en la parte de arriba, capas de arena ligera y limos en el centro y piedras mas pesadas al fondo.

Las tierras neutras, perfectas para el saúco o diversas especies de tomillo, tienden a ser mas alcalinas. Las tierras arcillosas y arenosas suelen ser mas acidas y son ideales para plantas como el brezo, el enebro o la acedera. Para hacer un suelo acido mas alcalino se le puede añadir materia orgánica y cal.

 

Espacio del jardín

Es importante determinar los microclimas del espacio a la hora de configurar un jardín de hierbas. Lo mejor es realzar un sencillo esquema con las áreas despejadas, árboles, césped o arbustos grandes. Sitúa el norte en el dibujo con la ayuda de una brújula. Señala la trayectoria del sol al cruzar el jardín, de este a oeste, y apunta el sur, la zona mas calida. Es imprescindible saber cual es el lugar mas calido del jardín, ya que será allí donde crecerán mejor la gran mayoría de las hierbas. Mientras que los lugares mas fríos son perfectos para la consuelda, que necesita humedad y sombra.

Las vallas dan sombra a determinadas horas y protegen del viento. Es bueno cultivar cerca hierbas que no necesiten demasiado sol, como la melisa. Las piedras del pavimento son perfectas para colocar macetas de hierbas aromáticas. Los estanques son ideales para plantas que, como la angélica, necesiten humedad. Mientras que los muros orientados al sur protegen las plantas mas delicadas de las heladas y permiten cultivar en climas mas fríos hierbas como la salvia o el tomillo, propias de zonas mediterráneas.

 

Espacios reducidos

No es necesario tener mucho espacio de cultivo para plantar plantas.

Los balcones pueden ser una buena opción, especialmente si les da el sol una buena parte del día. Hay que regar mas a menudo las plantas. Las macetas grandes tienen que estar húmedas, pero no demasiado mojadas. Mientras que es mas adecuado colocar las pequeñas en un plato y verter el agua allí.

Los porches, si están resguardados, protegen las plantas mas delicadas, son como pequeños invernaderos. El porche de la entrada de casa es un buen escenario para poner las macetas del jardín en otoño y protegerlas en invierno.

Los patios rodeados de muros de piedras suelen tener plantas trepadoras y macetas. Los muros, sin privarlas del sol, las resguardan del viento. Las casa de pueblo con un pequeño patio son perfectas para cultivar arbustos aromáticas como el hisopo, el hinojo o el laurel.

Los alfeizares de las ventanas en el sur de Europa suelen estar repletos de macetas con plantas que pueden cultivarse en el exterior en los climas mas calidos. Mientras que en los climas mas fríos es mejor situar las macetas al lado de una ventana soleada.

Aromáticas en palet

Sol y sombra

Para hacer un buen proyecto de jardín es básico elegir las plantas idóneas. Saber cuales necesitan sol y cuales sombra. La clave del éxito es reproducir el hábitat natural de las hierbas.

Algunas plantas aromáticas, como el estragón, el orégano o el cilantro, tienen células especiales en las hojas que contienen perfumes concentrados, aceites esenciales. Mas intensa será esta fragancia cuanto mas sol reciban estas plantas, que son originarias de la región mediterránea. Su aroma es perceptible desde lejos. Los aceites esenciales de algunas de estas hierbas se usan en aromaterapia y se extraen por destilación.

Hay hierbas como la angélica, la melisa o el perifollo, que no soportan el pleno sol y prefieren la luz filtrada. En plena naturaleza suelen crecer en los sitios donde la copa de los árboles no es tan densa.

Donde la luz casi no penetra, en lo mas profundo de los bosques, viven algunas de las plantas mas potentes, como la mandrágora o la belladona, cuyos bulbos y raíces contienen ingredientes venenosos denominados alcaloides. En este contexto hay otras hierbas mas inofensivas y fáciles de cultivar que crecen bien en los rincones mas oscuros del jardín y suelen tener hojas de color verde intenso.

 

Condiciones extremas

En ciertas zonas el cultivo de plantas es sumamente complicado. En esos casos es básico protegerlas y observar los tipos de plantas que crecen en los alrededores.

Regiones costeras: el mar influirá en su jardín si vive en la desembocadura de un río o cerca de la playa. Los vientos extremos y la exposición al salitre son perjudiciales para ciertas plantas. Puedes cambiar el microclima plantando un seto de plantas resistentes, como el aligustre. Es el método ideal para proteger las plantas contra el viento. Puedes plantar arbustos, como el saúco o el enebro, detrás del seto. También crecen bien con algo de abrigo especies mediterráneas como la lavanda o el hinojo, que sobreviven en terrenos pobres y secos. Hierbas de porte bajo, como el tomillo o la mejorana, forman densos tapice en las pendientes acusadas.

Regiones calidas y secas: árboles, arbustos y otras plantas aromáticas que desarrollan raíces muy largas para buscar agua son ideales en regiones muy áridas, un ejemplo es el eucalipto, que puede alcanzar los 60 metros de altura en su hábitat natural que es Australia. Durante todo el año arbustos como el laurel o el arrayán lucen sus olorosas hojas verdes, ricas en aceites esenciales.

Regiones frías y húmedas: en las zonas húmedas suelen darse bien una gran variedad de plantas exuberantes. Hierbas como la cola de caballo, la valeriana, la angélica o la consuelda crecen con facilidad donde abunda el agua.

 

Insectos beneficiosos

Plantar hierbas en el jardín es una gran opción para atraer insectos beneficiosos, algunos de los cuales están perdiendo su hábitat natural por los métodos intensivos de cultivos. Métodos que destruyen los prados y setos vivos que solían poblar. Muchos de estos insectos son polinizadores y pueden llegar a ser muy útiles si hay frutales. Además, impiden que se aproximen parásitos al jardín como el pulgón verde o los áfidos.

Una forma de cuidar el jardín es atrayendo insectos beneficiosos, que se sienten atraídos por los aromas de las hierbas, especialmente si están en flor.

Conocidos como “moscas de las flores”, los súfidos son insectos a rayas amarillas y negras. Son atraídos por distintas hierbas, como el tanaceto, el cilantro o la manzanilla. En el jardín se alimentan de áfidos adultos y larvas, así como pulgones verdes y moscas blancas.

Las abejas y los abejorros son grandes polinizadores, pero no pueden luchar contra las plagas.

Para controlar las plagas es básico atraer  las mariquitas, que son aficionadas al eneldo, el cilantro y el hinojo. Además, a estos coleópteros les gustan los áfidos y los pulgones verdes que atacan a las plantas.

 

La rueda de hierbas

Construcción espiral

Es un macizo de hierbas importante si quieres concentrar las hierbas en una zona del jardín. La rueda de hierbas se inventó en el siglo XIX, cuando era común plantar diferentes hierbas en los radios de una rueda de carreta tumbada. Es posible imitar la forma con ladrillos o piedras.

Situar la rueda de hierbas es básico, debe ser un lugar recogido, nivelado y a pleno sol. Además, el acceso a la rueda debe ser fácil y rápido, ya que es normal que no apetezca ir a por hierbas cuando haga frío o llueva.

Clavar un palo en el suelo y atarle un cordel largo es la forma mas sencilla de marcar un circulo. Hay que atar otro palo con punta en el otro extremo de la cuerda para marcar el circulo en el suelo. Los radios se pueden marcar con piedras o ladrillos hundidos en el suelo.

Espiral aromáticas

La tierra de la rueda debe de ser una mezcla a partes iguales de compost, tierra superficial y arena de jardín. Esta combinación asegura un buen drenaje, una textura ligera y aporte de nutrientes. Es ideal para hierbas como la ajedrea, la menta, el tomillo y el romero.

En una rueda con ocho segmentos puedes plantar en cada uno una hierba, mientras que uno con cuatro es posible combinarlas de dos en dos.

Aromáticas y medicinales

Hierbas en maceta

Si no se dispone de demasiado espacio, es interesante cultivar las plantas en macetas. Las hierbas invasoras, por ejemplo, desarrollan unas raíces fuertes llamada estolones y se pueden contener plantándolas en una maceta sin fondo y enterrándola a profundidad suficiente para que el agua se drene. Las macetas son una buena opción para aquellos que vivan en una zona climática que dificulte el cultivo de hierbas en el jardín.

Aromáticas en macetas

Una vez escogido el recipiente, hay que poner cascotes de cerámica o guijarros para airear las raíces de las plantas y facilitar el drenaje. A continuación debes llenar la maceta con sustrato equilibrado de jardinería o preparar su propia mezcla, a partes iguales de arena gruesa, compost y tierra. La composición debe de ser mas fértil que la tierra normal, ya que las hierbas agotaran las reservas de nutrientes antes que si estuvieran plantadas en el jardín. Durante el periodo de crecimiento de las hierbas, es necesario abonarlas con fertilizante liquido, aproximadamente, cada seis semanas. No hay que regar demasiado las macetas.

Ejemplo macetas

Actividades según la estación del año

Primavera: hay que preparar la tierra con compost, sobre todo si es compacta, cuando empieza a calentar el sol. La mejor época para plantar semillas de hierbas, como el perejil o la borraja, y dejarlas en un invernadero hasta que germinen es el comienzo de la primavera. Directamente sobre la tierra se pueden plantar semillas como la capuchina, cuando no existe riesgo de heladas tardías. Cuando hace calor es buen momento para plantar la albahaca, que necesita altas temperaturas para crecer.

No es recomendable podar las plantas al principio de la primavera si existen riesgos de heladas. Es aconsejable revisar las macetas, ver si es necesario transplantar la planta, abonar o añadir compost.

Verano: En esta época es cuando las hierbas están en su mejor momento, en verano se puede recolectar, secar y guardar semillas de capuchina, girasol, eneldo, caléndula o levístico. Siempre que se pueda, además de recolectar hojas frescas, también se tendrá que recolectar y conservar hierbas para poder usarlas en invierno.

Otoño: Podar y acondicionar las plantas tanto como se posible es indispensable en otoño. En esta estación, la melisa o la menta, tienen tallos duros y desordenados, y es necesario cortarlos. Podemos arrancar y convertir en abono plantas anuales que se hayan secado como la caléndula o la ajedrea.

Invierno: es el periodo de hibernación para las plantas. En esta estación debemos decidir como será el jardín la próxima primavera, valorando los resultados hasta el momento. Es básico cubrir las plantas mas delicadas con plásticos o lonas. Hay que dejar de abonar las plantas de maceta de dentro de casa y regarlas lo indispensable.

 

Recolección

Para sacar mayor provecho de las hierbas es necesario saber cual es su momento optimo de recolección. Hierbas medicinales, como el hipérico o la milenrama, se recolectan cuando están en flor. En cambio, hierbas aromáticas como la albahaca se recolectan antes de que florezcan porque es entonces cuando mas se concentra la fragancia en las hojas.

Las mañanas de días secos son el momento propicio para recolectar las flores y las hierbas. Hay que cortarlas con un cuchillo o unas tijeras y colocarlas en una cesta  de manera horizontal. El siguiente paso es retirar las malas hierbas y las hojas estropeadas o enfermas.

 

Conservación de las plantas

Secado: atar las hierbas en manojos, como el tomillo o el romero, y colgarlos cabeza abajo en una cámara de aire caliente. En una semana se secaran. Las flores, como la caléndula o la manzanilla, pueden ponerse separadas sobre una rejilla cubierta con una gasa para que circule el aire entre ellas.

En el caso de no disponer de una cámara de aire caliente, lo mejor es meter las hierbas en el horno, con la puerta entreabierta, a unos 33ºC. Es la opción idónea para secar en pocas horas hojas que tienen mucho agua como las de melisa o albahaca.

Durante dos o tres semanas hay que dejar secar a temperatura ambiente las semillas en bolsas de tela. Las raíces se deben lavar y secar con una paño, cortar en pequeños trozos y secarlas en una rejilla o atar en manojos para colgarlos después.

Congelación: para preparar cubitos de hielo aromáticos se pican las hierbas y se dispones en las cubiteras del congelador con agua o aceite, depende del uso posterior que se le vaya a dar.

Preparados vegetales para el manejo de plagas.

Teniendo en cuenta que la utilización de preparados no debe ser un fin en los cultivos sino finos manejos para mantener los cultivos en equilibrio, os presentamos las siguientes formas de preparados útiles en este sentido, esto es solo una pequeña presentación de varias de las plantas mas comunes para estos fines, esperamos que os sea de utilidad.

 

Especie: (Urtica Dioica) Ortiga

Preparación de purín fermentado: Planta entera menos la raíz 1Kg x 10 Litros, si se usa la planta fresca. Seca 200gr x 10 Litros de agua.

Utilización: Puede aplicarse todo el año sobre las plantas; concentración 1:20.

Efecto: estimula el crecimiento y previene enfermedades criptogámicas.

Preparación de purín en fermentación:  Planta entera menos la raíz 1kg si se usa la planta fresca, seca 200gr x 10 Litros de agua.

Utilización: Se aplica antes de la brotación sobre ramas y hojas diluido a 1:50.

Efecto: Protégé contra el ataque de pulgones y de la araña roja.

Preparación de maceración: 1Kg de Ortiga en 10 Litros de agua durante 12 horas.

Utilización: Se aplica todo el año sobre troncos, ramas y ramitas, puro sin diluir.

Efecto: Protege contra el ataque del pulgón lanigero.

 

Especie: (Matricaria Chamomilla) Manzanilla.

Preparación de infusion decocción: Se usan 50gr de flores secas x 10 Litros de agua.

Utilización: Se aplica en verano sobre las plantas sin diluir.

Efecto: Protégé las semillas y defiende a las plantas en general.

 

Especie: (Lycopersicum Sculentum) Tomate.

Preparación de extracto: Se trituran bien dos puñados de brotes y hojas y se dejados horas en agua.

Utilización: Se aplica cuando se observa el vuelo de las mariposas sobre toda la planta y sin diluir.

Efecto: Protege contra la mariposa del repollo.

 

Especie: (Quassia Amara) Cuasia.

Preparación de decocción: Se prepara hirviendo 150gr de viruta de madera en 10 Litros de agua y agregandole (optativo) 250gr de jabón.

Utilización: Se aplica en primavera y otoño sobre las plantas y sin diluir.

Efecto: Especial contra pulgones, pero puede usarse contra otros insectos.

 

Especie: (Allium Sativum) Ajo.

Preparación de infusion extracto: Se machacan 75gr de ajos y se agregan 10 Litros de agua.

Utilización: Se utiliza a comienzos de la primavera aplicandolo tres veces con un intervalo de 3 días repitiendo la operación antes de la cosecha sobre las plantas y el suelo sin diluir.

Efecto: Inhibe el desarrollo de enfermedades criptogamicas y es muy efectivo contra ácaros y pulgones.

Preparación de pulverización: Se pican finamente 150gr de ajos y se le agregan 2 cucharaditas de café de parafina. Se déjà reposar durante 24horas disolviendo 100gr de jabón diluido en 10 Litros de agua. Se mezcla bien y se filtra.

Utilización: Se aplica en caso de ataque sobre las plantas o al pie del vegetal sin diluir.

Efecto: Buen bactericida apropiado contra diversos insectos.

 

Especie: (Artemisa Absinthium) Ajenjo.

Preparación de purín: Se usan las partes verdes y las flores a razón de 300gr x Litro de agua cn la planta fresca, y de 30gr x Litro de agua con la planta seca.

Utilización: Se aplica en primavera sobre las plantas y sin diluir.

Efecto: Se recomienda contra la hormiga negra y los pulgones.

Preparación de infusion: 300gr x Litro de agua.

Utilización: Se aplica en primavera y otoño sobre las plantas y sin diluir.

Efecto: Especial contra acaros.

Preparación de decocción: 300gr x Litro de agua.

Utilización: Se utiliza en el momento en que se observa el vuelo sobre las plantas y sin diluir.

Efecto: recomendada contra la mosca de las zanahorias.

 

Especie: (Allium Cepa) Cebolla y (allium Sativum) Ajo, (solos o mezclados)

Preparación de purín fermentado: Se usan bulbos y hojas a razón de 500gr x 10 Litros de agua, si se usan plantas frescas, y 200gr x 10 Litros de agua si se usan secas.

Utilización: Se aplica en caso de ataque alrededor de los árboles diluido a 1:10. En el momento del vuelo se aplica sobre las plantas sin diluir.

Efecto: Protégé contra enfermedades criptogramicas y repele insectos en general. Junto con la ortiga controla la arañuela en frutilla. Especial contra la mosca de la zanahoria.

 

Especie: (Equisetum Arvense) Cola de Caballo.

Preparación de decocción: En 10 Litros de agua se hierve 1Kg de cola de caballo fresca (o 150gr en polvo) durante 20/30 minutos. Luego de enfriado se agrega el 1% de silicato sódico para elevar la adherencia.

Utilización: Se aplican cuando aparecen los primeros sintomas de enfermedades de hongos en dilución de 1:5.

Efecto: Fungicida e insecticida de muchos ordenes de insectos.

 

 

Otras recetas.

 

Otras formas de preparar insecticidas a base de ajo:

Es preferable usar bulbos que no fueron fertilizados químicamente, pues se comprobo que una alta fertilización reduce la concentración de sustancias activas. En algunos lugares se recomienda usar el extracto acuoso de ajo inmediatamente de prepararlo, pues se evita que las sustancias activas volatiles desaparezcan antes de lograr su efecto en la planta de cultivo.

-100gr de ajo, ½ Litro de agua, 10gr de jabón, 2 cucharaditas de aceite mineral.

Preparación: Moler finamente los dientes de ajo y dejar reposar durante 48 horas en las dos cucharaditas de aceite mineral. Aparte se prepara la solución jabonosa disolviendo los 10gr de jabón en ½ Litro de agua. Se mezcla, se filtra y se diluye la mezcla en 10 partes de agua.

-3 cabezas de ajo en polvo, se dejan 3 días en parafina liquida, luego se disuelve 1 cucharada grande de jabón en este preparado y se diluye con 10 litros de agua.

 

Preparados con Chile (Capsicum Frutescens):

Es insecticida, repelente de insectos, inhibidor de ingesta y de virus.

Para la protección de plantas se utilizan frutos maduros. La mayor cantidad de sustancias activas se encuentran en la cascara y en las semillas. Las concentraciones demasiado altas causan quemaduras en las hojas, también puede provocar irritaciones en la piel del operario.

-Para controlar áfidos se preprara una solución de chile, ajo y cebolla. Se puverizan los components vegetales, se mezclan con agua y se filtran. Para intensificar la adhesividad del preparado se agrega jabón. (el autor no menciona las cantidades usadas se recomienda probar distintas proporciones en pocas plantas).

-Mezclar un puñado de dientes de ajo molidos y/o chile con 1 Litro de agua y aplicar. Tiene acción repelente sobre insectos devoradores de hojas.

 

Cenizas de Madera.

-Media taza de ceniza de Madera, media taza de cal y 4 Litros de agua. Mezclar bien y dejar reposar durante un tiempo para luego filtrarlos. Es efectivo contra plagas de pepinos como gusanos, vaquitas de los melones.

-Mezclar 1 Litro de agua con una cucharada colmada de ceniza y dejar reposar durante la noche. Al día siguiente filtrar con un lienzo, mezclar esto con una taza de suero de manteca y antes de la aplicación diluir con 3 partes de agua. Efectivo para enfermedades fungosas como oídios, mildius y royas.

 

Otros.

La lista de plantas y productos posibles es inagotable ya que en cada region encontraremos plantas apropiadas repelentes o insecticidas como:

La Ruda, insecticida contra afideos.

Tabaco, insecticida especial para trips.

Menta, repelente de ratones y hormigas. El aceite de menta es repelente contra mosquitos.

Aloe Vera, se ha observado que controla bacterias en dosis de 1 a 2 Kg por 100 Litros de agua ( el aloe previemente macerado por 24 horas) También es bueno utilizarlo como adherente. También se usa contra hongos y como abono foliar.

 

 

Introducción a la agricultura Biointensiva.

¨Devuélvele al suelo tanto como le has quitado – y aún un poco más – y las Naturaleza te recompensará con abundancia¨ (Alan Chadwick, 1909-1980, Maestro de Horticultura)

Cultivo Biointensivo

 

 

Introducción.

El método de cultivo Biointensivo es un método de agricultura ecológica sustentable de pequeña escala enfocada en el autoconsumo y la mini-comercialización. Sin el uso de insumos externos, el método es casi totalmente sustentable y aprovecha la naturaleza para producir altos rendimientos de producción en poco espacio, utilizando menos agua que la agricultura mecanizada convencional. La técnica se realiza a mano con ayuda de alguna herramienta, y consiste en varios principios que pueden ser adaptados a cualquier clima. El resultado es una agricultura ecológica que no solo produce alimentos nutritivos y orgánicos, sino también reconstruye y mejora la fertilidad del suelo. El método Biointensivo brinda una solución a la seguridad alimentaria familiar frente a los grandes problemas que amenazan a los pueblos de todo el mundo: la contaminación y destrucción del medio ambiente, el agotamiento de los recursos naturales y el calentamiento global. Con este énfasis, el método se ha desarrollado para poder cultivar todos los alimentod para una dieta completa y nutritiva en el espacio más reducido posible.

Herramientas huerto

 

Historia.

El método Biointensivo se basa en la agricultura ancestral de China, Grecia y Europa que se practicaba antes de la gran industrialización de la agricultura moderna convencional. La técnica combina principios de la agricultura biodinámica y el cultivo intensivo francés y ha sido desarrollada e investigada durante los últimos 35 años por Ecology Action, ONG estadounidense con sede en California. El director de Ecology Action, John Jeavons, ha escrito varias publicaciones, la más famosa que se llama ¨Cultivo Biointensivo de Alimentos – más alimentos en menos espacio¨ (How to Grow More Vegetables) la cuál ha sido traducida a 8 idiomas y a través de la cual se ha difundido el método a más de 130 países alrededor del mundo.

Cultivo Orgánico

 

 

Filosofía.

Hoy en día, el mundo se encuentra en un estado de crisis en todos los sentidos, económica, alimentaria, etc… El planeta sigue siendo explotado de sus recursos naturales por una población humana creciente y la naturaleza ya no es capaz de satisfacer las grandes exigencias del ser humano. Un colapso global es inevitable si las personas no cambian su manera de vivir. El agotamiento de las energías fósiles y el calentamiento global representan amenazas enormes para la agricultura y, por lo tanto, la supervivencia de los seres humanos sobre el planeta. De toda la superficie del planeta, ¾ partes son ocupadas por los océanos. El recié informe del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente, el GEO-4, informa que tres cuartos de las pesquerías marinas del mundo están o explotadas hasta su límite o sobre-explotadas. Los océanos se nos están muriendo. Del cuarto de planeta que es tierra, 2/3 no son cultivables porque son montañas o desiertos. Entonces, solo 1/12 parte de la superficie de la tierra nos queda, pero de esto, ¾ de los suelos cultivables ya han sido desertificados por el aire, por el agua o por las malas prácticas agrícolas. Ahora tenemos sólo el equivalente a 1/48 de la superficie de la tierra que nos sostiene la vida. Si cuidáramos este 1/48 de suelo cultivable, si lo mantuviéramos fértil, con materia orgánica, con buena vida microbiótica y con los nutrientes adecuados, no habría gran problema. Pero la agricultura convencional resulta en pérdidas inmensas de suelo cultivable debido a que deja expuesto el suelo a la erosión por el aire o por el agua, o lo contamina altamente en agroquímicos. En los estados Unidos, por cada kilo de alimento producido, se pierden o se riende infértil unos 6 kilos de suelo. En los países en desarrollo, el promedio es de 12 kilos de suelo perdido por cada kilo de alimento, y en China, se alcanza hasta 18 kilos. Si seguimos así, dentro de 40 años, ya habremos agotado todo el suelo. Sin embargo, en vez de perder suelo, el método Biointensivo, si se usan adecuadamente e inteligentemente sus técnicas, tiene el potencial de producir hasta 20 kilos por cada kilo de alimento cosechado con sus técnicas.

Huerto urbano

 

Principios del método Biointensivo.

1- Preparación profunda del suelo: Se utilizan técnicas como la doble excavación para manipular tierra hasta una profundidad de 60 cm, lo cual le incorpora aire al suelo y mejora su drenaje. Algo parecido al ¨Bancal elevado¨.

2- Uso de composta: Los suelos se fertilizan por medio de la composta, la cual se produce en la misma huerta. Esto recicla los nutrientes, devolviéndolos al suelo para los siguientes cultivos. La composta tiene muchas propiedades que benefician al suelo – promueve la vida macrobiótica, hace más disponibles los nutrientes en el suelo, absorbe el agua, mejora la estructura del suelo.

3- Uso de semilleros: Las semillas se siembran en semilleros o en almácigos (bandejas de tierra) para producir plantines sanos para transplantar a la huerta. Al empezar la vida de las plantas en semilleros, se permite un mejor control de las condiciones durante las primeras etapas del crecimiento. Se pueden proteger, darles sombra y ahorrar agua y espacio en la huerta.

4- Transplante cercano: Los plantines que se han desarrollado mejor en los almácigos, se trasplantan a las camas para que haya siempre la misma distancia entre cada plantín ( en forma exagonal ). Así que la cama quede totalmente cubierto por las plantas cuando alcancen su tamaño máximo, lo que proporciona un microclima que favorece al desarrollo de las plantas.

5- Asociación de cultivos: Se diseña la huerta para que los cultivos que favorecen una al otro se planten cerca y los que no, se plantan separados. Se plantan especies que atraen insectos beneficiosos y otras que ahuyenten plagas.

6- Rotación de cultivos: Para mantener la fertilidad del suelo, se rotan los cultivos año por año. De esta manera, se evita el agotamiento de los nutrientes del suelo, ya que diferentes especies requieren de distintos nutrientes.

7- Cultivo de carbono: Para que la huerta sea sustentable, hay que producir la cantidad suficiente de composta para seguir fertilizando todos los cultivos año tras año. Esto significa que la huerta tiene que producir suficiente biomasa, con contenido en carbono, para devolver al suelo y mantener su fertilidad. Por lo tanto, un 50% del área se debe dedicar a cultivos de granos que producen mucha biomasa como el maíz, arroz, o plantas forrajeras.

8- Cultivo de calorías: Se seleccionan los cultivos para poder producir una dieta completa y nutritiva desde la huerta. Para poder producir muchas calorías en poco espacio, se deben sembrar un 30% del área de los cultivos con cultivos de raíz altos en calorías como la patata. El área que se queda, el 20%, se dedica a cultivar hortalizas para obtener las vitaminas y minerales necesarios. Dentro de esta área también, se plantan cultivos de alto valor en el mercado para vender.

9- Uso de semillas de polinización abierta: Las semillas de polinización abierta son semillas que no han sido manipuladas para que no sean estables; es decir, semillas no híbridas ni transgénicas. Estas semillas se pueden guardar para sembrar año tras año, seleccionándolas de las mejores plantas y así preservar la genética que mejor se adapta a los cambios climáticos.

Huerto Biointensivo

 

El éxito del Método de Cultivo Biointensivo depende de la aplicación de todos sus principios para asegurar la fertilidad del suelo y por lo tanto los altos rendimientos. Al omitir un principio, hasta se puede deteriorar la fertilidad del suelo muy rápidamente (por ejemplo, usar el trasnplante cercano sin aplicar composta). Si no usa todos los principios, ni lo intente.

El Compost.

El Compost.

Hoy vamos a hablar del compost, desde Aloe de Sorbas creemos en una agricultura sostenible y el compost juega un papel importantisimo para poder utilizar los desperdicios organicos generados en el campo o en nuestra vivienda reduciendo así los residos que se generan en el día a día, ya sea en el campo o en nuestras casas.

Orígenes del compostaje

La producción de compost se viene realizando desde tiempos inmemoriales ya que la naturaleza produce humus espontáneamente. Así, los agricultores de diferentes culturas desde antiguo han emulado esta forma de producir humus por parte del medio natural descomponiendo restos orgánicos.
Ya Columela en su obra del siglo I titulada “De los trabajos del campo” describía cómo “la aplicación de agua a mezclas apiladas de residuos de cosecha con excrementos animales producía calor y transformaba esa mezcla en un producto diferente, un abono orgánico”.
Durante el siglo pasado diversas escuelas agronómicas pusieron a punto la técnica de producir ese humus, denominando al producto final compost. El término procede del latín y significa “poner juntos”.
Entre ellas, destacar el llamado “método Indore” de compostaje que se encuentra difundido universalmente y que nació de las experiencias realizadas por el inglés Albert Howard desde 1905 hasta 1947. Su éxito fue fruto de la combinación de los conocimientos científicos existentes con los tradicionales de los campesinos, surgiendo así este método, basado en la descomposición de una mezcla de desechos vegetales y excrementos animales periódicamente humedecidos.

La necesidad de la materia orgánica en Agricultura Ecológica

En este sector productivo se demanda ampliamente el compost para ser aplicado en sus cultivos, debido a que uno de sus objetivos prioritarios es el mantenimiento de la fertilidad del suelo y su actividad biológica y para ello se hace necesario la incorporación de materia orgánica. Por otra parte, una de las fuentes de esta materia orgánica que tradicionalmente ha sido el estiércol, es cada vez más escasa y se hace cada vez más patente que la cantidad de estiércol existente en un futuro cercano será insuficiente para cubrir esa demanda.

Los beneficios del uso de compost en su aplicación al suelo son múltiples en los aspectos físico, químico y microbiológico. Este uso adecuado del compost, contribuye a formar y estabilizar el suelo, aumentar su capacidad para retener agua y para intercambiar cationes, haciendo más porosos a los suelos compactos y mejorando su manejabilidad.

Beneficios del Compost

– El compost contiene una gran reserva de nutrientes que poco a poco entrega a las plantas.
– Al aumentar el contenido de materia orgánica del suelo, aumenta su estabilidad y así se evita la erosión y la desertificación.
– Su utilización amortigua el peligro que supone para el suelo y el agua subterránea la aplicación abusiva de fertilizantes químicos de la agricultura convencional, absorbiendo los sobrantes.
– Se produce también con la aplicación del compost el secuestro del carbono en suelo. Es de resaltar cómo esta actuación es capaz de contribuir en mayor grado a la reducción de emisiones de Co, frente a la valoración energética de los subproductos iniciales de los que se parte para su producción.
– Es un hecho ya probado que la materia orgánica bien compostada puede presentar propiedades fitosanitarias de carácter supresivo para determinada enfermedades de las plantas.

Proceso de compostaje

El proceso de compostaje se define como una “descomposición biológica y estabilización de la materia orgánica, bajo condiciones que permitan un desarrollo de temperaturas termofílicas como consecuencia de una producción biológica de calor, que da un producto final estable, libre de patógenos y semillas de malas hierbas y que aplicado al terreno produce un beneficio”.
Durante este proceso se suceden una serie de etapas caracterizadas por la actividad de distintos organismos, existiendo una estrecha relación entre la temperatura, el pH y el tipo de microorganismos que actúa en cada fase . Se describen seguidamente:

Preparación.- Se acondicionan y mezclan los materiales de partida para regular su contenido en agua, el tamaño de las partículas, eliminar los elementos no transformables y ajustar los nutrientes para lograr una relación adecuada C/N.

Descomposición mesófila.- (< 40ºC) Se produce una degradación de azúcares y aminoácidos por la acción de grupos de bacterias (Bacillus y Thermus ).

Descomposición termófila.- (40-60ºC) Se degradan ceras polímeros y hemicelulosa por hongos del grupo de los actinomicetos (Micromonospora, Streptomyces y Actinomyces ).

Descomposición mesófila de enfriamiento.- (< 40ºC) Se realiza la degradación de las celulosas y ligninas por bacterias y hongos (Aspergilus y Mucor).

Maduración.- Se estabiliza y polimeriza el humus a temperatura ambiente, desciende el consumo de oxígeno y desaparece la
fitotoxicidad.

Afino.- Se mejora la granulometría, se regula la humedad, se elimina el material no transformado, se realizan análisis, controles de calidad y en su caso el envasado y etiquetado.

A través de estos procesos, se transforman residuos orgánicos en recursos hasta ahora no utilizados y se vuelve hacia una agricultura más racional, acorde con el respeto a la naturaleza y más sostenible, lográndose mayor rentabilidad a medio y largo plazo.

El pH de la masa durante el proceso de maduración también sufre una variación similar en casi todos los sustratos.
El descenso inicial en el pH (Fase I) coincide con el paso de la fase mesofílica a la fase termofílica. Esta fase se denomina acidogénica. Se da una gran producción de CO y liberación de ácidos orgánicos. El descenso de pH favorece el crecimiento de hongos (cuyo crecimiento se da en el intervalo de pH 5,5-8) y el ataque a lignina y celulosa.
Durante la fase termofílica se pasa a una liberación de amoniaco como consecuencia de la degradación de aminas procedentes de proteínas y bases nitrogenadas y una liberación de bases incluidas en la materia orgánica, resultado de estos procesos se da una subida en el pH y retoman su actividad las bacterias a pH 6-7,5 (Fase de alcalinización).
Tras este incremento del pH se da una liberación de nitrógeno por el mecanismo anteriormente citado y que es aprovechado por los microorganismos para su crecimiento, dando paso a la siguiente fase de maduración.
Finalmente se da una fase estacionaria de pH próximo a la neutralidad en la que se estabiliza la materia orgánica y se dan reacciones lentas de policondensación.
La conductividad eléctrica sigue una evolución similar a la del pH. En los primeros días se da un descenso como consecuencia del crecimiento microbiano que consume parte de las sales presentes y, posteriormente, se recupera el valor de CE como consecuencia de la liberación de sales al degradar las poblaciones microbianas los componentes de la masa en maduración.
Madejón y col., 1998ab

Sistemas de compostaje

Existen numerosos métodos para transformar materiales orgánicos mediante el compostaje, casi todos ellos se basan en el control de la aireación ya que su mayor control acelera el proceso .

En pilas o montones dinámicos (windrow)

El material se dispone en largas pilas o montones, que pueden estar cubiertas o no. La aireación se lleva a cabo por convección natural ayudada por volteos periódicos. La frecuencia de los volteos depende de la humedad, textura y estabilidad de la mezcla y se realiza para controlar la aireación. Estos volteos se realizan con varios objetivos: control del olor, mayor velocidad de transformación y control de insectos. Es el método más económico en cuanto a consumo de energía.

En pilas estáticas aireadas por insuflación (static pile system)

Es un sistema donde la pila de compost permanece estática a lo largo del proceso de compostaje. El aire se introduce a través de un sistema situado en el suelo bajo la pila. Con este sistema se eliminan las condiciones anaerobias ya que está asegurado un volumen constante de aire que además puede regularse a través de controladores según las necesidades de la masa.
La corriente de aire puede ser positiva (insuflación) o negativa (aspiración), esta última se suele utilizar en situaciones en las que es necesario controlar el olor del compost. En otras ocasiones la aireación solo se realiza durante la etapa termófila mientras que durante la maduración no se aplica. Las combinaciones que se pueden hacer dependen del tipo de material, de las condiciones de partida, de los plazos para la finalización del compostaje, etc. El proceso requiere una inversión y mantenimiento mayores que en el sistema anterior pero el coste de mano de obra es más bajo.
Álvarez de la Puente, JM. 2006; Sánchez, A. 2006

En reactores o contenedores (in-vessel system)

Este sistema se aplica cuando se requieren tasas elevadas de transformación y condiciones muy controladas. El compost se hace “rápidamente”. Son sistemas más complejos y son más costosos de construir, operar y mantener. Permite una amplia gama de diseños ya sean horizontales o verticales y normalmente están provistos de un sistema de agitación que permita una aireación y homogeneización de la masa.
Su funcionamiento es del tipo reactor y frecuentemente el producto fresco entra por un lado y sale procesado por el otro. Su utilización está indicada en al caso de mezclas complejas con algún tipo de dificultad. La finalidad de estas metodologías es acelerar el proceso de transformación. Se consiguen tasas de procesado de hasta una semana frente a los sistemas tradicionales que duran entre uno y tres meses. En casi todos los casos la fase de maduración o estabilización del producto se lleva a cabo fuera del reactor en el exterior y frecuentemente con el sistema de pilas o montones al que se realiza algún volteo de homogeneización final.

Entre todos estos sistemas existentes el más implantado para la transformación de residuos agroindustriales en las proximidades de las fincas de Agricultura Ecológica es el de montones con volteos
debido a la menor inversión inicial. Sin embargo, siempre es conveniente realizar un estudio previo comparativo, a nivel técnico y económico, sobre los distintos sistemas de compostaje susceptibles de ser implantados, para elegir el más adecuado en cada situación específica.

Zona de Compostaje.

El proceso comienza con la recepción de los diversos subproductos organicos a la zona de compostaje. Para ello, sera preciso disponer de una zona con solera, si puede ser impermeabilizada, capaz de recibir el volumen previsto de los mismos considerando su flujo de entrada a la zona de mezclado e inicio de compostaje.
Dependiendo de la humedad que traigan los materiales, irá dotada la era de muros laterals para controlar los lixiviados que se produzcan durante su almacenamiento y retener las aguas de lluvia que se acumulen durante el mismo. En algunos casos esta misma superficie cumplirá con las funciones requeridas para la fase de mezclado e inicio del proceso.

Era de compostaje.

La mezcla de los materiales en las proporciones adecuadas se realiza usualmente durante la formación de los montones o pilas. Es importante asegurarse que la humedad de la mezcla sea la adecuada (60%) y en caso de requerirse aumentarla se procedería a su riego. El tamaño y la forma de las pilas se diseña para permitir lacirculación del aire a lo largo de la misma, manteniendo las temperaturas en un rango de valores apropiado. Si las pilas son demasiado grandes, el oxígeno no puede penetrar en el centro, mientras que si son demasiado pequeñas no se calentarán adecuadamente. El tamaño óptimo varía con el tipo de material, latemperatura ambiente y la maquinaria de volteo disponible. Lo usual para tractor con pala es que se formen pilas de sección trapezoidal. La altura puede oscilar entre 1,5 y 3 m. y su anchura dependerá de la altura alcanzada, siendo habitualque vaya de 2,5 a 4 m. Si se dispone de volteadora que permita su utilización en plataformas tipo meseta, la altura de la misma vendrá sujeta a las características de esa maquinaria.

Era de maduración

Tras la fase de descomposición se irán pasando los montones a una era donde se completará la maduración y preparación del compost. Por las condiciones de humedad del material usualmente se dispone la era sin muros laterales.

Balsa de lixiviados.

Se controlará que la posible generación de lixiviados se vaya llevando a la balsa a tal fin construida. Suele ser práctico disponer de la misma a una cota inferior a la zona de recepción, eras de compostaje y maduración para minimizar los costes de recogida de esos efluentes al irse evacuando por gravedad. Será de material impermeable y con las dimensiones que condiciona la normativa de balsas (preferentemente < 2,5 m de altura) .

Sistema de riego

Durante los periodos en los que la humedad del material en proceso disminuya por debajo del 45 % será preciso humedecer las pilas o meseta con un sistema de riego. Para ello es conveniente utilizar los lixiviados concentrados en la balsa por lo que se hará preciso disponer de un equipo de bombeo y un sistema de aspersión para su distribución en las pilas.

Nave de ensacado

Opcionalmente, en aquellas plantas en que se destine el producto final obtenido a su comercialización en lugar de para autoconsumo, se precisará para la fase de afino, almacenamiento y ensacado de una nave industrial que protegerá de las inclemencias meteorológicas al producto terminado y permitirá su correcto cribado y posterior embalado en sacos como etapa previa a su distribución.

Cribado

Una vez completado el proceso de compostaje puede ser necesario que el material adquiera una estructura y granulometría adecuadas para lograr una mayor calidad. Las cribas tienen la función de refinar el compost una vez madurado dándole una forma esponjosa, homogénea y de granulometría apropiada para la aplicación a la que se destine. La parte más gruesa que se rechaza durante este proceso, constituida básicamente por materiales leñosos más resistentes a la descomposición, se debe volver a utilizar reincorporándola como material estructurante, con la ventaja de llevar consigo de forma ya disponible los microorganismos que deben iniciar la colonización.

Té de compost.

El denominado “té de compost” es un extracto liquido producido a partir de compost de calidad que contiene microorganismos beneficiosos y nutrientes. Estos elementos aportan a los cultivos vitalidad y vigor para poder hacer frente a enfermedades y plagas al fortalecer el sistema inmunológico de las plantas. Con su aplicación se trata de evitar el uso de funguicidas, herbicidas, plaguicidas y fertilizantes químicos mediante el reestablecimiento de la microflora del suelo. Centros de investigación como ATTRA en EEUU han demostrado los beneficios que aporta el te de compost al sector de la agricultura.

Materiales iniciales.

Una de las primeras tareas para desarrollar con exito una actividad de compostaje es lograr la correcta combinacíon de los ingredients iniciales. Dos parámetros son particularmente importantes en este aspecto: el contenido de humedad (H) y la relación Carbono/Nitrógeno (C/N).
La humedad ha sido reconocida como uno de los aspectos críticos para lograr la optimización del compostaje. Siendo el compostaje un proceso biológico de descomposición de la material orgánica, la presencia de agua es imprescindible par alas necesidades fisiológicas de los microorganismos que intervienen en este proceso. Esto se debe a que el agua es el medio de trasporte de las substancias solubles que sirven de alimento a las células así como de los productos de desecho de esa reacción. La humedad optima para el crecimiento microbiano se encuentra entre el 50% y el 70%. La actividad microbiana decrece mucho cuando la humedad está por debajo del 30%, y por encima del 70% el agua desplaza al aire en los espacios libres existents entre particulas, si reduce por lo tanto la trasnferencia de oxígeno produciéndose la anaerobiosis. El execo de humedad se corrige con el incremento de la aireación y su defecto mediante el riego o incorporación de agua.

La relación C/N es el parametro probablemente más utilizado para el estudio de la evolución del proceso de compostaje.
El carbono tiene dos funciones. Por una parte es una fuente de energía y por otra conforma sobre el 50% de la masa de las células microbianas como su elemento estructural básico.
EL Nitrógeno es un componente decisivo de las proteínas. Las bacterias, cuya biomasa esta formada en un 50% por proteínas, necesitan mucho Nitrógeno para su rápido desarrollo. Cuando hay poco Nitrógeno, la población de microorganismos no crecerá a su tamaño óptimo y el proceso de compostaje se ralentizará. Por otro lado, si existe demasiado Nitrógeno se permite el crecimiento mocrobiano rápido y se acelera la descomposición, pero se pueden crear serios problemas de olores al disminuir el Oxígeno y producirse condiciones anaerobias. Además, parte de ese exceso de Nitrógeno se desprenderá en forma de amoníaco que genera olores y las consiguientes pérdidas de Nitrógeno al voltearse. Por ello, las materias primas con alto contenido en Nitrógeno requieren una gestión bastante mas cuidadosa.
Para la mayor parte de las materias primas, una relación C/N de 30 (en peso) mantendrá a estos elementos en un cierto equilibrio.

Calculo de la receta idónea de mezcla

Cabe pues plantearse, si se tienen varias materias primas para compostar, ¿cómo se calcula la mezcla idónea para conseguir los objetivos de Humedad y relación C/N?.
La teoría para el calculo relaciones de mezclas es relativamente sencilla. Para facilitarlo en cada situación particular se puede hacer uso de unas hojas de cálculo especialmente diseñadas para ello fácilmente utilizables en un Pc con un Programa de hoja de calculo tipo Excel de Microsoft o Gnumeric u Open office para Linux y que son descargables gratuitamente desde Internet a través del centro de Recursos de la D.G.P.E.

Control del proceso.

Como ya se ha mencionado la humedad y la relación C/N son dos parámetros que deben ser controlados desde el inicio del proceso para asegurar que se desarrolle el mismo con normalidad. Convendrá analizarlos al principio y al final de la actividad. El contenido en humedad de la masa a trasformar determina el tipo, cantidad y eficacia de los mocroorganismos. La humedad en el compost se debe matener entre el 50% y el 70%.
La temperatura de las montones en compostaje se puede llevar a cabo con un termómetro de lanza, que permita obtener sus valores en diferentes lugares y profundidades del monton, algunos modelos de termometros también miden la humedad.
Al observar las subidas y bajadas de la temperatura se volteara en los momentos precisos. Estos se sitúan al inicio de la bajada de temperatura tras haberse logrado los máximos durante la fase termófila (sin sobrepasar los 65ºC).

Los requerimientos para que se produzca la inhibición de los patógenos y de las semillas de malas hierbas son dispares y variados. En estos momentos se carece en la UE de referencias explicitas al respecto en lanormativa en vigor. Para la EPA (Environmental Protection Agency en EEUU) un período de cuatro días con temperatura mayor o igual a 40 ºC y un período de al menos cinco horas con temperatura superior a 55º C se consideran suficientes. En el ámbito científico se puede citar a Gotass, que en ensayos realizados con lodos de depuradora, determinó que son necesarias temperaturas de 66º C durante 15–20 minutos para destruir a los microorganismos patógenos más resistentes que pudiera haber (Mycobacterium tuberculosis).
Asimismo en una publicación de referencia se citan los rangos siguientes de tiempo y de temperatura a los que se produce la desaparición de los parásitos y patógenos mas habituales.
“Conforme suben las temperaturas en el proceso de compostaje, generalmente se van destruyendo los patógenos hasta alcanzar su límite térmico letal. Los virus mueren en 25 minutos a 70° C. Existe una relación entre la temperatura y el tiempo para que se presente la muerte del patógeno. Una temperatura elevada durante un corto periodo de tiempo puede ser tan efectiva como una temperatura baja durante mucho tiempo ”.

Formas de aplicación y dosificación

La aplicación del compost de forma general, se realiza en otoño o primavera.
Como es lógico su dosificación dependerá en cada caso concreto del tipo de cultivo, de la naturaleza del suelo receptor y de las características especificas del compost a ser utilizado quedando determinada por:

La necesidad en nutrientes del cultivo.
La distribución en el tiempo de las necesidades.
El estado físico-químico del suelo.

Por ello antes de proceder a su cálculo, será preciso disponer de las analíticas de suelo y compost y recordar que en Agricultura Ecológica no se puede sobrepasar los 170 kg de nitrógeno por hectárea de la superficie agrícola utilizada y año, según la normativa en vigor.
Considerando que los niveles de Nitrógeno presente en los compost son variables y que podrían oscilar entre el 0,5 y 3%, las dosificaciones respectivas considerando esa limitación, irían de 34,0 a 6,8 t/ha.

En olivicultura se suele considerar aplicar a pie de olivo unos 30- 50 kg/olivo o entre calles a 4 -7 t/ha, dependiendo de la fecha del tratamiento y de posibilidad de mecanizarlo. En el primer caso realiza de forma manual desde remolque y en el segundo utilizando los aperos distribuidores.

En viticultura se han realizado aplicaciones aportándolo cuando son cepas ya establecidas con marco de plantación estrecho mediante la apertura de un hoyo de unos 50 centímetros de profundidad entre 2 cepas que luego se entierra. En el caso de ser nuevas plantaciones se realiza un reparto con pala cargadora y un volteo posterior para homogeneizarlo con el suelo. El periodo de aplicación es después de la vendimia y antes de la aparición de las primeras yemas o antes de la plantación.

En praderas y cultivos forrajeros es frecuente aplicar después de la cosecha y previo a la plantación.

En frutales se incorpora también después de la recolección y previo a la plantación.

Referencias:
“Servicio de Asesoramiento a los Agricultores y Ganaderos”
Dirección General de la Producción Ecológica

La casa ecológica, introducción.

En este articulo queremos dar algunas ideas para que nuestras casas sean mas respetuosas con el medio ambiente, si sigues estos consejos ademas de poner tu granito de arena para preservar el medio ambiente te ahorraras algo de dinero. Esperamos que os guste y si teneís alguna idea o alguna acción que realiceis en vuestras casas nos gustaría que las compartais con nosotros para entre todos intentar mejorar el medio ambiente.

 

Qué es una casa ecológica

 

Las casas ecológicas requieren el uso de energías limpias y renovables, que no produzcan emisiones de carbono dañinas para el ambiente, deben aprovechar su posición para el ahorro de energía e incluir elementos naturales que ayuden al ser humano a convivir  con la naturaleza para así valorarla y protegerla.

 

Por qué tener una casa ecológica

Al vivir en una casa ecológica el impacto que tiene nuestra existencia en el medio ambiente es mucho menor, lo cual ayuda a reducir las emisiones contaminantes, la perdida de especies naturales, la erosión en la tierra y a revertir el cambio climático. Todos y cada uno de los seres humanos podemos implementar algún aspecto ecológico en nuestros hogares, y por pequeño que sea le está dando un respiro al medio ambiente, que ha sido nuestro hogar por millones de años.

 

Acciones Ecológicas en el Hogar

 Ventanas

Las ventanas son uno de los principales focos de entrada y salida de energía, por lo cual es fundamental tener las ventanas adecuadas para nuestras necesidades de temperatura.

 

Electricidad

La mejor opción para abastecer tu casa de electricidad,es la colocación de paneles solares fotovoltaicos o una turbina eólica para casa, si no es possible recomendamos usar electrodomesticos de bajo consumo.

 

Calentamiento de Agua

Los calentadores solares de agua son una excelente opción para obtener una fuente de energía gratuita como lo es la radiación solar. Los hay de varios tipos y con miles de variantes, pero la generalidad es que todos funcionan únicamente con la energía proveniente del sol y te ahorran grandes cantidades de dinero, además de ayudar a cuidar al medio ambiente utilizando una energía limpia y renovable.

 

Aislamiento

Los envases de Tetrabrick y Tetrapak han sido conflictivos desde sus orígenes ya que es muy ambigua la manera en que pueden reciclarse y su impacto en el medio ambiente ha sido siempre un tema a discusión. Algunos constructores innovadores preocupados por el medio ambiente hancomenzado a utilizar los envases usados de Tetrabrick para aprovecharlos como aislante térmico para casas. Con esta genial idea se puede reemplazar el toxico y costoso relleno aislante que se usa en la actualidad, además podrás hacerlo tú mismo con los empaques limpios y una grapadora de construcción que puedes comprar en ferreterías, en las tiendas de construcción y las tiendas de artículos de oficina. Este tipo de aislantes se usa generalmente para construcciones nuevas o en remodelaciones que lo permitan, generalmente para casas de madera. Aun no hay estudios que prueben que tan seguro y eficiente es este material, pero lo que sí es que es una idea innovadora para reciclar un material que se consideraba difícil.

 

Cimientos

Para que una casa sea amigable con el medio ambiente debe tener el menor impacto posible sobre el terreno en que se construye, esto implica el uso de materiales ecológicos, como adobe, aislantes ecológicos, de los cuales ya hablamos en la sección anterior;  materiales recuperados reciclados, así como productos sustentables. Otro punto importante para los cimientos de las casas ecológicas es que si se desea recuperar el terreno, pueda hacerse sin mayores complicaciones y que la tierra pueda reutilizarse o reforestarse. Para seleccionar el tipo de cimiento menos invasivo posible es importante que lo hables con tu constructor para que te ofrezca las opciones que se adapten al diseño que deseas, pero siempre tomando en cuenta los puntos que mencionamos anteriormente.

 

Pintura Ecológica

La calidad de muchas de las pinturas naturales o ecológicas ha sido comúnmente criticada debido a que, en el pasado, los colores solían desteñirse rápidamente.  Las nuevas pinturas ecológicas,  especialmente las que tienen base de cal, son más durables y lavables que las que se usaban antes, algunas incluso se usan para la preservación y restauración de monumentos  y edificios históricos.

Pinturas con bajo contenido de VOCs

Debido a las regulaciones ambientales y el incremento en la demanda de los consumidores, las compañías de pinturas han desarrollado nuevas pinturas para el hogar que emiten muy poco o cana de VOCs.  Esto se logra al usar agua como base en vez de las que tienen base de aceite.  Las pinturas bajas en VOCs deben tener un máximo de emisiones de 200 gramos de componentes volátiles  por litro de pintura, los barnices 300 gramos.  Incluso en nuevas regulaciones el máximo permitido es de 50 gramos por litro.

Las pinturas totalmente libres de componentes volátiles tóxicos son un poco más caras que el promedio pero valen la pena en cuanto a salud y cuidado ambiental se refiere. para hacer más eficiente, seguro y ecológico tu trabajo de pintura sigue los siguientes consejos:

· Lleva latas y botes vacíos de pintura con residuos a los centros de reciclaje ya que si no las desechas correctamente pueden contaminar el agua potable.

· Si quieres remover pintura utiliza productos que no dañen el medio ambiente ni tu salud.

· No utilices solventes tóxicos, utiliza pintura con base de agua que puedas diluir con agua.

· Ventila lo suficiente la habitación que vas a pintar.

· Protege tus manos y ojos al pintar.

· Utiliza aditivos en la pintura que reflejen el calor para que tu casa no requiera tantos gastos en calefacción.

 

Suelos Ecológicos

Los tipos de suelo ecológico con menor impacto ambiental y más utilizados comúnmente son los siguientes, los cuales puedes adaptar a tus necesidades según los requerimientos mencionados.

Suelos de Bambú

Suelos de corcho

Madera sustentable

Linóleo Natural

Alfombras de lana

Alfombras de Hilo Natural

 

Adobe ecológico

El adobe es uno de los materiales de construcción más antiguos que existen. Básicamente es tierra humectada con agua, a veces se le agrega paja  u otras fibras vegetales para hacerlo más duro, el cual luego se deja secar en la forma adecuada. Para saber mas sobre los adobes podéis leer nuestro articulo para la elaboración de adobes.

 

 

Madera Sustentable

Este tipo de madera también puede utilizarse para hacer las separaciones de las habitaciones dentro de la casas, para construir terrazas, balcones, covachas, cuartos adicionales e incluso muebles para el hogar. Desde Aloe de Sorbas nos gusta mucho la idea de usar ¨madera del desierto¨ de los agaves que crecen en Almería, podéis visitar el articulo en nuestro blog de ¨La Pita escuela¨.

 

Posición y Orientación

La posición de tu casa es primordial para el aprovechamiento de la energía solar, a este se le conoce como energía solar pasiva.  De esta forma la energía de los rayos del sol se absorbe, se almacena y se distribuye de forma natural sin la necesidad de sistemas y aparatos, por ejemplo, una casa bien posicionada recibirá la luz del sol necesaria para iluminar la casa, y almacenará el calor para calentar la casa durante la noche.  En lugares fríos es muy importante posicionar la casa correctamente para aprovechar el calor generado por  el sol y ahorrar mucho dinero en la calefacción; de igual manera en un lugar cálido, es primordial que la casa tenga un buen posicionamiento para no gastar en sistemas de enfriamiento, ya que si la casa está bien posicionada no se calentará en exceso, al contrario, será una casa fresca.

Para aprovechar mejor la energía del sol se deben orientar las ventanas hacia el sur en el Hemisferio Norte,  y hacia el  norte en el Hemisferio Sur, esto quiere decir que  deben siempre dirigirse hacia el ecuador,  de este modo puede llegar a captarse una mayor radiación solar en invierno lo cual calentará la casa,  y una menor radiación en verano, por lo quela casa se mantendrá fresca.

Para las zonas más calurosas, cuyas temperaturas promedio llegan a superar  los 25°C, es mucho más provechoso que las ventanas se encuentren posicionadas de la forma inversa, es decir de espaldas al ecuador, hacia el norte en el hemisferio norte y hacia el sur en el hemisferio sur; de esta manera las ventanas sólo recibirán luz directa del sol en las primeras horas de la mañana y en las últimas de la tarde durante el verano, y en Invierno el sol no irradiará directamente la fachada, por lo cual el calor directo será mínimo.

En este tipo de situaciones se recomienda usar el cristal para hacer ventanales y paredes, ya que se aprovechará al máximo la energía solar que es gratuita y además puede ahorrarnos mucho dinero en sistemas de calentamiento y enfriamiento si lo utilizamos inteligentemente.

 

Aparatos eléctricos

La clave para ahorrar energía con los aparatos eléctricos es siempre desconectarlos de la corriente eléctrica cuando no se están utilizando, puedes hacerlo simplemente desenchufando el cable, o bien colocando un ladrón de varios enchufes con interuptor que puedas encender y apagar cuando lo necesites.

 

Ahorro de Agua

Puedes ahorrar agua siguiendo estos simples consejos en tu vida diaria.

1.- Ordena o sírvete agua solo cuando estés seguro de que vas a beberla

2.-Reutiliza el agua de los humidificadores de aire, la puedes usar para echarla al WC.

3.-Lava los vegetales y frutas en una tina, de este modo podrás reutilizar esa agua para el baño y riego de plantas.

4.-Revisa que no haya fugas en mangueras y llaves de toda tu casa.

5.-Utiliza el mismo vaso para agua durante el día así sólo tendrás que lavar un vaso.

6.-Investiga la cantidad de agua que se requiere para producir los alimentos que consumes (huella acualógica) y prefiere los que usan menos.

7.-Reutiliza el agua que usas para cocinar, la de los vegetales puede servir para regar plantas.

8.-Recoelcta el agua de lluvia con canaletas y un tanque colector (puede ser una cubeta, barril o tambor, con esta agua puedes regar el jardín y usarla para los escusados.

9.-También puedes construir un humedal para el reciclaje de aguas grises, aprende como en nuestro articulo, Humedal para aguas grises.

 

 Productos y Limpiadores Orgánicos Caseros

Un limpiador orgánico es aquel que tiene ingredientes no tóxicos, biodegradables, renovables y libres de fosfato. No necesariamente se tienen que cumplir todos los requisitos mencionados arriba para que un limpiador se considere orgánico, hay ocasiones que los fabricantes consiguen las fórmulas que desean simplemente cambiando los ingredientes por biodegradables y así lograr la eficiencia y el beneficio hacia el medio ambiente. Cuando hablamos de limpiadores orgánicos no necesariamente tenemos que hablar de productos comerciales, productos que tenemos en casa también nos pueden servir como limpiadores orgánicos, como:

Vinagre Blanco

Bicarbonato de Sodio

Bórax

Jugo de Limón

Jabón de Castilla

Se estima que si cada hogar cambia su detergente tradicional por uno orgánico, y por sólo una semana, se podrían ahorrar más de 100  mil barriles de petróleo. Podemos usar productos que tenemos en casa como limpiadores, y además de ayudar al medio ambiente, ahorramos dinero al ser muy económicos, aquí te decimos cuáles son y cómo usarlos:

• Vinagre blanco: elimina gérmenes y desodoriza, por lo que es ideal para limpiar la cocina. Mézclalo con cuatro partes de agua y colócalo en un envase con spray. Su poder desengrasante, te permitirá limpiar el horno y las fuentes, pero también, te servirá para limpiar los vidrios y las ventanas. Para ello, mezcla un cuarto de taza de vinagre y un cuarto de taza de agua, y luego humedece una hoja de periódico.

Para dejar el microondas como nuevo: pon en un recipiente media taza de vinagre y caliéntalo durante 30 segundos. Luego, con una toalla de papel, pásalo por toda la superficie. También el vinagre caliente es perfecto para quitar goma de mascar. Los usos del vinagre continúan: agrega 1 parte de vinagre en 4 partes de agua, antes del lavado de la ropa, en el caso de manchas ligeras. Si en cambio tienes ropa con manchas de café, té o salsa, déjala en remojo en un recipiente con vinagre puro.

• Bicarbonato de sodio: es un abrasivo natural. Utilízalo para remover manchas en los azulejos, vidrios, puertas del horno, porcelana y el interior de la heladera. Para usarlo, mézclalo con agua y sal, y pásalo con un cepillo de dientes por las superficies. También elimina las manchas de las alfombras, dejándolo actuar durante 15 a 20 minutos.

• Bórax: se usa para limpiar el inodoro. Mezcla una taza de bórax y media taza de vinagre blanco y déjalo que actúe durante toda la noche. Por la mañana, limpia los costados con un cepillo y luego de unos minutos, enjuaga. Tendrás tu baño reluciente, sin una gota de químicos.

• Jugo de limón: te servirá para desengrasar la cocina y aclarar algunas manchas, sacar lustre al bronce y el aluminio, no en la plata. También,puedes usarlo para limpiar y desodorizar el cubo de basura, ¿o acaso nunca compraste un detergente con fragancia cítrica? (Si quieres una limpieza aún mejor del cubo, mezcla un poco de jugo de limón con ¼ de taza de bicarbonato de sodio. Al rato, agrégale agua y enjuaga. )

• Cremor tártaro: este ácido suave, remueve las manchas de la bañera y el lavadero.

• Jabón de castilla: se prepara con aceite de oliva líquido o en barra y se utiliza para la limpieza general.

 

La casa ecológica

La casa ecológica

Recuerda que cada cosa que hagas, cada cosa que  consumas y todas tus acciones tienen un impacto directo en el bienestar de tu familia y en el medio ambiente, así que ten en mente que tu puedes llevar una vida que sea responsable con nuestro planeta, empezando por tu casa. 

 

 

 

 

 

El Bancal Elevado.

Quizás a muchos de vosotros no os suene el termino ¨bancal elevado¨, se trata de construir una jardinera grande donde crearemos un huerto, tiene muchas ventajas, la principal es que la zona de trabajo queda a una altura muy cómoda para realizar los trabajos del huerto, otra gran ventaja es que no tienes que labrar nunca, y se puede construir con diversos materiales, desde palets viejos hasta bloques de hormigón, nosotros nos decantamos por utilizar materiales reciclados, también es buena idea para hacer combinaciones de plantas para evitar plagas y crear asociaciones beneficiosas entre las plantas, otra ventaja que tenemos al construir bancales elevados es la de fabricar una estructura portátil a forma de invernadero, al tener los bancales con la misma medida podremos usar el invernadero en el bancal que lo necesite en cada momento, ya sea en invierno para proteger las plantitas del frío o en primavera para proteger las plantas que están germinando de pájaros o insectos que suelen comerse los brotes recién salidos, y la ultima ventaja y no menos importante es que el rendimiento es mayor que en los bancales convencionales, esta técnica se utilizó desde la antigua China hasta Paris, se utilizaba porque el rendimiento por metros de cultivo era mayor que con la técnica de bancales comunes. Las medidas pueden variar mucho, dependiendo de las necesidades de cada persona y del espacio disponible en cada caso, pero se aconseja que el bancal tenga mas o menos 1m de ancho por 5m de largo y no mas de 1m de altura, estas medidas pueden variar como ya hemos dicho, depende de la situación de cada persona y el espacio disponible. Hay que tener muy en cuenta que cuanto mas grande y alto se realice el bancal elevado, mas tierra se necesitara para llenarlo y mas fuerte tienen que ser sus muros para aguantar toda la tierra cuando esté húmeda.

Huerto con bancales elevados

Huerto con bancales elevados

Construcción Bancal Elevado.

A la hora de empezar a construir el Bancal Elevado necesitamos que el terreno esté lo mas llano posible, a continuación marcaremos en el suelo las medidas de nuestro bancal, la forma que tendrá el bancal puede ser como uno quiera, desde cuadrado o rectangular hasta redondo o con formas orgánicas, siempre y cuando se tenga acceso fácilmente a todas las áreas del bancal,  hay muchas opciones, puede marcarse con un poco de cal, con piedras, maderas o con cordel de obra. Una vez tenemos ubicado y dibujado el bancal en el suelo es hora de elegir con que materiales vamos a construir el bancal, es bueno que las paredes del bancal ¨respiren¨ para que no se creen podredumbres y este aireado el interior del bancal, así que si elegimos los ladrillos para su construcción será necesario dejar unos huecos entre ladrillo y ladrillo, nosotros nos decantamos por construirlos con palets viejos y piedras.

A continuación haremos unas pequeñas zanjas donde hemos marcado los bordes del bancal, estas zanjas sirven para que asienten bien las paredes del bancal y no se abran cuando lo llenemos con la tierra.

Una vez hechas las zanjas empezaremos a construir las paredes con los materiales elegidos, siempre teniendo en cuenta que las paredes van a tener que aguantar el peso de la tierra, así que tienen que ser lo suficientemente resistentes para no abrirse y se salga la tierra.

Bancal elevado redondo

Bancal elevado redondo

 

Materiales para rellenar el Bancal Elevado.

Una vez hemos construido las paredes del bancal nos dispondremos a llenarlo, necesitaremos ramas de arbustos leñosos, tierra de nuestro campo, materia orgánica fina y compost, a continuación diremos los porcentajes de cada capa, dependiendo la altura del bancal se le añadirá una cantidad u otra de cada material.

La primera capa será de ramas de arbustos leñosos, 20%

La segunda capa de tierra de nuestro campo, 10%

La tercera capa de materia orgánica fina, 20%

La cuarta capa de tierra de nuestro campo, 40%

La ultima capa será de compost 10%

Por ejemplo si nuestro bancal tiene 50cm de altura se le añadirá:

–       primera capa 10cm de ramas

–       segunda capa 5cm de tierra

–       tercera capa 10cm de materia orgánica

–       cuarta capa 20cm de tierra

–       quinta capa 5cm compost

 

De esta forma tendremos una buena combinación de materiales en nuestro bancal para crear un suelo muy fértil y productivo.

Esperamos que os interese y os animéis a construir vuestro huerto, nosotros ya hemos construido nuestros bancales!!

Bancales elevados Aloe de Sorbas

Bancales elevados Aloe de Sorbas